Alberto en el PJ: unidad y flores para dirigentes (con una advertencia para el futuro)

La excusa fue el 124° aniversario de Juan Domingo Perón, Dentro de la sede del PJ dieron el presente la mayoría de los dirigentes peronistas.
El Canciller - Comentarios

Alberto Fernández volvió a visitar la sede de Partido Justicialista (PJ) de la calle Matheu. El motivo, en esta ocasión, era el festejo del 124° aniversario del nacimiento de Juan Domingo Perón. Frente a decenas de dirigentes del peronismo, el candidato del Frente de Todos remarcó la importancia de la “unidad”, al exponer que “el desafío no es Alberto y Cristina, sino de todos”.

Además, Alberto dio una advertencia para la cúpula del PJ en caso de un eventual gobierno suyo: “Lo que menos quiero es un partido que duerma en nuestro gobierno, quiero un partido que corrija cada error que yo cometa”.

Los muchachos del PJ

La sede de Matheu, en el barrio de Balvanera, quedó colmada en la tarde del martes. Hasta allí habían llegado los y las gobernadoras Domingo Peppo, Juan Manzur, Lucía Corpacci y Alicia Kirchner. Dentro del salón, más allá de medios y algunos militantes, lo que se multiplicaban eran dirigentes: Wado de Pedro, Víctor Santa María, Felipe Sola, Hugo Yasky, por solo nombrar algunos, dieron el presente.

A Alberto, por su parte, lo esperaban en el escenario el gobernador de Formosa, Guido Insafrán y el propio presidente del PJ, José Luis Gioja. Justamente éste último dirigente fue el receptor de los primeros elogios del compañero de fórmula de Cristina Kirchner. “Gran parte del triunfo de agosto se lo debemos a Gioja”, expresó Alberto y contó cómo el ex gobernador de San Juan, luego de la derrota del 2017, se propuso unir al peronismo.

Estábamos divididos y nos atacábamos internamente. Incluso algunos de nosotros habían ido a la Justicia con una intervención vergonzosa. Pero todas las generaciones fueron convocadas por el Flaco para reunir al PJ”, completó.

Pero los elogios de Alberto fueron destinados, casi en parte iguales, a casi todos los otros dirigentes presentes en el auditorio. “Cristina es una dirigente excepcional. Es una presencia importante para nosotros”, dijo sobre su compañera de fórmula.

También repartió flores a Santa María, Solá, Agustín Rossi, Fernando Navarro y Daniel Arroyo, al englobarlos como “los primeros que llamaron a la unidad”.

“Estamos convencidos que luego de la experiencia del 2017 debíamos construir un bloque único”, explicó Filmus a ElCanciller. El ex ministro de Educación relató que luego de los primeros encuentros, se propusieron como meta recorrer todo el país. “Gracias a Dios lo pudimos culminar con el éxito de la elección de agosto y espero coronarlo en octubre”, completó Fernández, en el escenario.

Unidad y un ¿mensaje? para su eventual gobierno

Además, Alberto Fernández remarcó la importancia de dirimir las internas dentro del propio partido. “Nos necesitan divididos para que seamos vulnerables frente a las canalladas que hacen ellos”, dijo en un mensaje por elevación a Juntos por el Cambio.

Y agregó: “Lo mejor que tiene el peronismo es un gente. Hay una cantera infinita de dirigentes y por eso, cuando todo parece perdido, viene una generación de peronistas que se hará cargo de los problemas de los argentinos”.

Por último, el candidato del Frente de Todos dejó una advertencia al interior del propio partido justicialista. “Hay que poner en movimiento al partido”, expresó al indicar que “lo que menos quiero es un partido que duerma en nuestro gobierno”. “Necesito un PJ  que corrija cada error que yo cometa”, cerró.