Aborto Legal: inician los discursos de cierre y se prepara el Senado para rechazar el proyecto de ley

El Canciller - Comentarios

Después de casi doce horas de debate en la Cámara alta, el Senado se dispone para rechazar el proyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo que fue aprobado en Diputados el 14 de junio. Los últimos de los 62 expositores se preparan para cerrar el debate. Los jefes de cada bloque tendrán media hora para dar sus discursos. Se espera que la votación se realice alrededor de las dos o tres de la mañana.

Lejos de lo que sucedió en Diputados, la mayoría de los senadores mantuvieron sus posturas. La única definición de último momento fue la del peronista tucumano José Alperovich, quien estaba entre los senadores que no habían revelado su voto hasta hoy y finalmente se decidió en rechazo de la iniciativa.

Con el voto del tucumano, las fuerzas del rechazo suman 38 votos, mientras que quienes apoyan la iniciativa conjugan 31 votos. A pesar de que algún senador podría dar un volantazo de último momento, la nulidad del proyecto se da por descontada dentro de la Cámara y los sectores “verdes” deberán esperar hasta el primer día de marzo de 2019 para presentar un proyecto similar.

Según el listado oficial, el cierre de las exposiciones tendrá a la ex presidenta Cristina Kirchner (FpV), a Miguel Pichetto (PJ) y a los representantes de la “grieta  interna” de Cambiemos como exponentes destacados. Silvia Elías de Pérez (en contra) y Luis Petcoff Naidenoff (a favor) se repartirán el tiempo correspondiente al bloque de Cambiemos, la fuerza que más empuja el rechazo al proyecto.

Mientras tanto, en las inmediaciones del Congreso, el colectivo de organizaciones de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito continúa cantando y, a pesar del  enojo por el rechazo del proyecto por parte del Senado, aseguran que tarde o temprano el proyecto de legalización del aborto será ley y mantienen el clima de festejos. Los cuatro meses que -por ahora- duró el debate en ambas cámaras dejó al descubierto que la legalización del aborto es un motivo de fuertes divisiones tanto dentro de los partidos políticos como entre sí.