$500 mil millones en Lebacs: con la mira en el dólar y la inflación, enfrenta el Gobierno el supermartes

El Canciller - Comentarios

El tercer martes de julio cuenta con la combinación explosiva de dos acontecimientos que pueden agravar aún más la situación económica del Gobierno. Al mismo tiempo que el Indec publicará la inflación de junio (y, por ende, dará a conocer cuán alta fue la suba de precios del primer semestre), más de $500 millones de Lebacs vencerán mañana, lo que podría significar nuevas presiones sobre el dólar y la espiral inflacionaria.

El Indec publicará la inflación de junio (la más alta en dos años) y vencerán más de $500 mil millones en Lebacs.

Los $529 mil millones que vencen este martes corresponden al 50,5% del stock de los papeles. El presidente del Banco Central, Luis Caputo, diagrama hace algunas semanas un enroque de los activos de la entidad a Letras del Tesoro dolarizadas. El viernes, la autoridad monetaria intervino en el mercado secundario para marcar un cambio de tasa de interés de corto plazo, que pasó de 52% a 48,5%, por lo que se mantiene en niveles que congelan la economía.

En tres meses, el dólar trepó 45% y se ubicó por encima de los 29 pesos. Sin embargo, en las últimas tres semanas, la divisa adquirió una tendencia bajista y se enfrió hasta los $27,80. El cambio de tasas del viernes y las expectativas del nuevo vencimiento de Lebacs produjeron un nuevo repunte -aunque leve- este lunes. La divisa cerró en los $28 para la venta.

Sea cual sea la cifra de inflación oficial que el Indec anuncie mañana, todos los analistas privados coinciden en que el aumento de precios de junio fue el más alto en dos años. El número que publicará mañana oscilará entre 3,5 y 4%. En el mismo sentido, el Instituto Estadístico de los Trabajadores (IET) contabilizó que el costo de vida aumentó un 29,5% en los últimos doce meses.

El vencimiento de Lebacs de este martes podría producir nuevas presiones en la espiral inflacionaria. Se espera que el total de los papeles no sean renovados, sin embargo, el Banco Central viene elaborando una estrategia para asegurar que no se produzca una demanda masiva de dólares. Entre ellas, Caputo se aseguró de que la mayoría de estos activos estén en manos de bancos y entidades financieras, a las que les quitó la posibilidad de tener un gran porcentaje de activos en dólares.