180 despidos y una reunión clave: protagoniza Lombardi una polémica por la TDA

El Canciller - Comentarios

Tras una jornada tensa que incluyó la toma pacífica por ocho horas del Centro Cultural Kirchner (CCK), hoy habrá una reunión que promete ser trascendental para los 180 trabajadores despedidos de la Televisión Digital Abierta (TDA) ante el temor de un inminente cierre por decisión del Gobierno.

Rápido de reflejos, el Titular del Sistema de Medios Públicos, Hernán Lombardi, salió a desmentir el vaciamiento de la TDA, aunque sí dio por hecha la “desarticulación” de la unidad CIARA, que nuclea a guionistas, editores, periodistas y camarógrafos que se desempeñan en la producción de contenidos (que van desde la realización de diversos programas de la Televisión Pública, y el Noticiero Federal a los propios actos del presidente Mauricio Macri). El funcionario tuiteó un comunicado que tras encontrar “numerosas irregularidades” que dejó el kirchnerismo, hay un nuevo enfoque que exige “una adecuación de los recursos humanos, económicos y materiales para afrontar estos desafíos y corregir las superposiciones de áreas operativas dentro del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos”. Hoy Lombardi les presentará a las 13 horas una propuesta alternativa para los despedidos.

Todo surgió cuando a los 180 trabajadores les avisaron con tres días de anticipación que a partir del 1° de enero el área de contenidos dejará de funcionar. “Hoy nos avisaron que en tres días nos rajan. Que el 1º cierran la TDA. Que la plata que se invirtió ahí va a la basura. Que 160 familias quedamos sin trabajo. Así, de un día para el otro”, escribió a modo de descargo Melina Martinez, productora del TDA, en Facebook y cuyo contenido luego se viralizó.

La “pesada herencia” del kirchnerismo es ineludible: todos los trabajadores eran monotributistas y -en una maraña de contratos basura- estaban contratados por diferentes universidades por el término de un año con la posibilidad de ser renovado por el Estado. Traducción: estaban en negro. “Despedida… o ni siquiera eso, porque estaba trabajando en negro”, lanzó Martínez.

En diciembre del 2016, el Gobierno creó una sociedad del Estado a la que reasignarían la televisión digital (junto a los equipos técnicos y personal) y Lombardi les prometió a los trabajadores pasarlos a planta permanente. Sin embargo, nada de eso ocurrió. En el medio de la protesta en el CCK, Patricio Delgado, delegado de la TDA, luego de enterarse que el titular del SIFEMA cortara toda negociación aseguró: “Esto es una puñalada por la espalda, es una traición”.

Además de la TDA, que llega a todo el país y lo consumen -en su gran mayoría- jubilados, en noviembre ya hubo planes de retiro voluntario en otros medios creados al calor del kirchnerismo: Paka Paka, Encuentro y Deportv. Hace una semana había renunciado el director ejecutivo de la Televisión Pública, Horacio Levin, por negarse a realizar el “ajuste” y por los cuestionamientos por la serie “Cuéntame como pasó”, cuya producción costó más de 100 millones de dólares y tuvo un rating muy bajo.